Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y sus hábitos de navegación. Más información en Política de cookies

Noticias

El proceso para decidir el reparto de forma participativa de 5 millones de euros que el Ayuntamiento de Zaragoza destinará a las Juntas de Distrito comenzará en noviembre y se prolongará hasta finales marzo, una vez que ayer fue aprobado el documento por el Consejo de Ciudad.

El Pleno del Ayuntamiento celebrado del pasado mes de junio aprobó, por iniciativa de Zaragoza en Común y con los votos a favor de PSOE y CHA, una partida de 5 millones de euros correspondientes al capítulo de inversión que deberá ser reservada en el Presupuesto Municipal de 2017, según fuentes municipales.

Esa cuantía será distribuida entre los 14 distritos y serán los vecinos quienes decidan el destino final de la cuantía asignada.

El proceso comenzará en los próximos días con la constitución de las mesas de Presupuestos Participativos, a la que seguirá la organización de unos foros de autodiagnóstico para determinar las necesidades que tiene cada Distrito.

Valoración de las propuestas

Posteriormente se recibirán las propuestas (tanto a través de la web municipal y su Portal de Gobierno Abierto como de manera presencial) y se procederá al filtrado y priorización de las que se consideren más interesantes.

Los siguientes pasos serán la valoración técnica de las propuestas seleccionadas, incluyendo en él su viabilidad técnica y su valoración económica, la difusión del resultado, la votación de las propuestas finales (web y presencial) y el retorno, licitación, ejecución y seguimiento de los proyectos.

Toda la información sobre Presupuestos Participativos, la trazabilidad de todas las propuestas y el seguimiento de las diferentes fases del proceso se irá actualizando a través de la web municipal, aunque también habrá información constante a través de las diferentes Juntas de Distrito.

reparto presupuestos participativos

Condiciones

El documento aprobado hace unos días incluye numerosas aportaciones realizadas por los diferentes grupos políticos y de miembros del Consejo de Ciudad.

Entre las novedades introducidas destaca el hecho de que sólo se podrán realizar propuestas en el distrito en el que el participante (que tiene que ser mayor de 14 años) esté empadronado.

El límite de la cuantía de cada proyecto no podrá superar el 50 % de lo asignado a cada distrito y deberá destinarse a inversiones que sean competencia municipal, que tengan viabilidad técnica y presupuestaria y que no vayan en contra de la normativa existente y respeten los Derechos Humanos.

Criterios de reparto

Un aspecto en el que se ha trabajado de manera muy específica ha sido el de los criterios para el reparto de los 5 millones de euros entre los distritos.

Así, y tras estudiar distintas variables técnicas, se ha optado por la que incluye un criterio lineal / fijo para todos los distritos, del 10 %; el 40 % para la población; el 20 % según la renta disponible (Urban Audit 2013); el 20 % la accesibilidad a equipamientos estructurantes y el 10 % la extensión de pavimentos del distrito (aceras, calzadas, carril bici, mediana y jardines).

La Comisión de Economía y Cultura ha aprobado las nuevas ordenanzas fiscales para el año 2017 que prevén una ligera rebaja del Impuesto de Bienes Inmuebles para usos residenciales y que supondrá que el 99,8 % de la ciudadanía paguen la misma cantidad o menos que este ejercicio.

El motivo es que el tipo general pasa a ser del 0,4 % (un 5,5 % menos que el año pasado) en los usos residenciales y se evita de esta forma la subida del 5 % derivada de la legislación estatal, que iba a aplicarse a partir del 1 de enero, informan fuentes municipales en una nota de prensa.

También se recoge un aumento del 5 por ciento del IBI industrial y de hasta el 15 por ciento de este impuesto para los inmuebles de uso comercial de más de un millón de euros de valor catastral.

La propuesta ha salido adelante con el apoyo de los grupos de Zaragoza en Común (ZEC), PSOE y CHAmientras que el PP y Ciudadanos (C’s) han votado en contra.

Plusvalía

En el impuesto de plusvalía se bonifica con el 95 por ciento a los inmuebles de hasta 100.000 euros de valor catastral y con el 50 por ciento hasta los de 150.000 euros y el 10 por ciento para el resto.

Asimismo, el periodo de permanencia exigido en la exención de este impuesto en caso de venta de la vivienda se ha establecido en cero años y este año se han recaudado 70 millones por este concepto hasta finales de septiembre.

La concejal de Chunta Aragonesista en el Ayuntamiento de Zaragoza, Leticia Crespo, ha presentado una moción de urgencia tras la aprobación este lunes en el pleno del Ayuntamiento de Zaragoza del proyecto de Torre Village, el outlet en la antigua fábrica de Pikolín. Con esta iniciativa, los aragonesistas pretenden que se reconozca el efecto negativo del futuro centro para el pequeño comercio y que se dote con "no menos de un millón de euros" a este sector.

Las reacciones a la aprobación del proyecto de Torre Village en el pleno de este lunes no se han hecho esperar. Nada más acabar, Chunta Aragonesista, que ha votado en contra del proyecto, ha presentado una moción de urgencia a debatir en el pleno del próximo viernes.

Un millón de euros

La concejal de CHA en el Ayuntamiento de Zaragoza Leticia Crespo ha explicado que con esta decisión se reconoce "el gran impacto negativo en el pequeño comercio" que supone la luz verde a Torre Village. Para reconocer este efecto, CHA quiere que se dote al pequeño comercio de un presupuesto específico de "no menos de un millón de euros".

En este sentido, ha incidido en que quieren "que se cree una comisión compuesta por todos los grupos políticos" para llegar a un acuerdo común. Esto se debe a que, ha asegurado, en el pleno de este lunes "se ha reconocido el impacto del futuro outlet en el pequeño comercio".

"Entendemos que tenemos que mirar hacia los barrios y materializar este apoyo en una aportación económica real, no solo de boquilla", ha añadido la concejal.

El consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén, ha confirmado que los promotores del outlet Torre Village en los terrenos de Pikolin en Zaragoza han solicitado la declaración del comercio como de interés autonómico.

Así lo ha señalado el consejero en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno en la que ha explicado que el Ejecutivo realizará los trámites correspondientes para el cumplimiento estricto de la ley.

Trámites más ágiles para abrir antes

"Si todo está correcto no puede tomar una decisión arbitraria", ha declarado el consejero preguntado si el Gobierno aceptaría esta declaración, que implicaría un acortamiento de los trámites administrativos requeridos para su puesta en marcha.

El pleno del Ayuntamiento de Zaragoza dio el lunes el visto bueno a la construcción de este complejo con el voto a favor de los grupos del PP, PSOE y Ciudadanos y el rechazo del equipo de Gobierno de Zaragoza en Común y Chunta Aragonesista.

Varios centenares de personas, convocadas por la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza (FABZ), se han concentrado este domingo en la plaza España de Zaragoza para pedir el “no al mega outlet en Pikolin”. Critican que puede suponer “un golpe fatídico” al comercio de proximidad de los barrios y estiman que se perderán “miles de empleos” en los pequeños comercios de la ciudad.

Los concentrados recriminaban que con este proyecto “podrían destruirse muchos empleos en los pequeños comercios de los barrios”, y solicitaron “a los partidos políticos que han apoyado el proyecto (PP, PSOE y Ciudadanos) que recapaciten”.

“Es un golpe fatídico al comercio pequeño de la ciudad”, ha lamentado la presidenta de la asociación de comerciantes “Yo compro en Las Fuentes”, Aurora Sánchez, principal promotora de la iniciativa antioutlet.

Menos calidad de vida

La protesta ha sido convocada por numerosas entidades sociales, asociaciones de comerciantes y vecinales, sindicales, políticas, de consumidores, autónomos y otros colectivos, que han firmado la Declaración ‘Por unos Barrios Vivos: No al outlet de Pikolín, que lleva recogidas más de 9.000 firmas contra ese proyecto.

La propuesta del outlet Torre Village-Pikolín, en caso de ser aprobada este lunes en el pleno municipal con los votos de PP, PSOE y Ciudadanos, “se convertirá en una losa cuyo peso terminará de aplastar a los comerciantes que han resistido durante estos años la crisis y degradará aún más la calidad de vida y el futuro de nuestros barrios”, denuncian desde la FABZ.

En la concentración han participado entre otras personas, la presidenta de la FABZ, Nieves Boj, el diputado aragonés por Podemos Román Sierra, el diputado de Podemos en las Cortes españolas Pedro Arrojo y el coordinador de IU Aragón, Adolfo Barrena.

Desiertos en los barrios

En el comunicado que ha leído la propia Sánchez para todos los presentes, ha criticado que “las nuevas grandes superficies crean desiertos en los barrios de Zaragoza”, ya que “inducen al comercio irracional en los alrededores”. “Como comerciante puedo competir con tiendas de mi alrededor, pero con estas superficies es imposible, porque se trata de una competencia desleal”, ha añadido.

Otro de los temas en los que ha hecho hincapié la presidenta de la asociación de comerciantes “Yo compro en Las Fuentes” ha sido en “la unión de los comercios de la ciudad”. Y es que, según ha asegurado, “en un mes nos vamos a reunir para poner todos los proyectos en común”. “A raíz de este problema que nos afecta a todos, nos vamos a unir”, ha concluido.

Desde Zaragoza en Común, los concejales Arantza Gracia y Alberto Cubero también se han personado en la concentración “para apoyar a los vecinos que, como el Ayuntamiento, están en contra de esta iniciativa”. “Las grandes superficies además de al pequeño comercio afectan también al turismo porque mucha gente viene a las superficies exteriores a pasar el día y ya no consume en Zaragoza”, ha explicado Gracia.

Manifiesto 'Por unos Barrios vivos: No al outlet de Pikolin'

Próximamente se someterá a votación en el Ayuntamiento de Zaragoza un plan especial que, como lo presenta la propiedad, permitirá implantar en la carretera de Logroño una nueva gran superficie comercial, esta vez destinada a “out-let” o comercio de oportunidad, conocida como Torre Village.

El Plan Especial de Reforma Interior del Área de Intervención H-61-5 de Zaragoza (Pikolín) pretende implantar un cambio de usos que perjudica a la ciudad (1).

Nos hallamos ante un nuevo desarrollo irracional con graves e irreversibles perjuicios para la ciudad y quienes la habitamos.

Por una vez, prevengamos antes de curar y preguntémonos cómo y dónde afectará este macroproyecto si ve la luz con el respaldo de nuestros concejales:

COMERCIO DE PROXIMIDAD.- Aragón acoge la mayor densidad comercial de España, concentrada en la ciudad de Zaragoza. Desde 2009 hasta enero de 2015 han cerrado sus persianas más de 1.390 comercios en la ciudad. A la evidente saturación y a la crisis económica y de consumo se añade la apertura de grandes centros comerciales y cadenas de distribución que han estrangulado al pequeño comercio provocando el cierre de numerosos establecimientos.

BARRIOS TRADICIONALES Y LA CULTURA DE CIUDAD.- Los locales comerciales vacíos de las calles zaragozanas anuncian el declive de los barrios tradicionales y su cesión de protagonismo a favor de la periferia. Nuevas grandes superficies, como la que se pretende implantar, contribuyen a crear desiertos en nuestros vecindarios, donde queremos vivir y relacionarnos con nuestros iguales. Frente a ello algunos pretenden entregarnos a una cultura de consumo irracional, globalizadora y alienante. ¿Serán barrios vivos Delicias o Las Fuentes sin las luces de sus negocios tradicionales? ¿Serán San José o Torrero lugares de encuentro, convivencia y vida sin las tiendas de toda la vida? ¿O los utilizaremos únicamente como meros dormitorios?

MEDIO AMBIENTE Y SOSTENIBILIDAD.- Un modelo de ciudad donde la planificación urbanística carece de coherencia es aquel en el que el automóvil se convierte en instrumento obligado para acceder a centros comerciales alejados decenas de kilómetros de nuestros lugares de residencia, donde los atascos parecen indisolublemente ligados al ocio, donde la huella ecológica no se contempla a la hora de planificar los desarrollos, o donde las emisiones contaminantes a la atmósfera o el cambio climático carecen de relevancia. Frente al modelo de ciudad compacta, sostenible, mediterránea y culta se nos oferta el modelo del monopolio, la uniformidad y la especulación de las grandes superficies.

EMPLEO DE CALIDAD.- El sector del comercio emplea a más de 40.000 personas en Zaragoza. La apertura de más centros comerciales perjudica al empleo neto y precariza las condiciones laborales del sector (más horas de apertura, aumento del índice de temporalidad, crecimiento de los contratos a tiempo parcial, aplicación de convenios que no retribuyen el trabajo en domingos o festivos, etc.). Esto nos espera con las aperturas de Torre Village en Pikolín y Lestonnac en Torrero. Como ejemplo actual, desde la apertura de Puerto Venecia, se han destruido más de 6.500 empleos en el pequeño comercio de Zaragoza, cuando en las estimaciones más optimistas del propio gigante comercial se hablaba de crear 4.000 empleos.

Las organizaciones firmantes exigimos a las y los concejales de Zaragoza que demuestren su compromiso con la ciudad y garanticen una ciudad más amable, sostenible medioambientalmente, con barrios vivos, en el que el comercio de proximidad sea un pilar fundamental de su vertebración, con un empleo de calidad, rechazando la aprobación del Plan Especial de Pikolín que de ser aprobado se convertirá en una losa cuyo peso terminará de aplastar a los comerciantes que han resistido durante estos años la crisis y el desembarco de grandes proyectos empresariales y que degradará nuestra calidad de vida y el futuro de nuestros barrios.

  • Pese a la oposición mostrada este domingo por diferentes colectivos sociales, vecinales y comerciales, el Pleno aprobó el proyecto con la única oposición de ZeC y CHA

  • El equipo de gobierno será el que decida en qué se utilizan los tres millones de euros de aprovechamiento urbanístico que revertirá Torre Village al consistorio


El Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza ha aprobado con carácter definitivo, con los votos a favor del PP, PSOE y Ciudadanos (C’s) y la oposición de Zaragoza en Común (ZEC) y CHA, el plan especial del sector H-61-5, a instancias del promotor Iberebro, que contempla un outlet en las antiguas oficinas de Pikolín, y será el equipo de gobierno el que decida el destino de los cerca de 3 millones de euros de aprovechamiento urbanístico que revertirán al Consistorio.

La propuesta de PP, PSOE y C’s de que el aprovechamiento urbanístico se “monetarice” corresponderá al equipo de gobierno definir el destino y, según la legislación, se puede dedicar a construcción o rehabilitación de vivienda de protección pública; protección o mejora de espacios naturales o de inmuebles de patrimonio cultural; obras de reurbanización; construcción o rehabilitación de equipamientos públicos; actuaciones públicas de rehabilitación urbana; y la dación en pago de indemnizaciones o de justiprecios por actuaciones urbanísticas.

Oligarquía local y voceros

El consejero municipal de Urbanismo, Pablo Muñoz (ZeC), ha criticado que el PP, PSOE y C’s recojan en una enmienda que el 10 por ciento de la cesión de aprovechamiento urbanístico se destine mediante convenio de gestión a usos concretos, pero les ha advertido de que “no se puede y he tenido que pedir informe jurídico que les enmienda la plana porque la prescripción que exigen no es legal porque el competente es el Gobierno municipal”.

A juicio de Muñoz “manda la oligarquía local y sus voceros que pueden mucho, pero no pueden más que la ley y se ha demostrado que mienten y plantean una cosa de carácter ilegal”.

Ha precisado que “todavía falta la licencia comercial del Gobierno de Aragón y otros trámites” para confiar en que el outlet no llegue a ser una realidad.

Precedente peligroso

El responsable de Urbanismo ha relatado que es una zona catalogada ‘H’ en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) donde se ubican actividades industriales que no caben en la ciudad consolidada y“jamás se pensó que hubiera un centro comercial con tiendas de barrios”.

Ha alertado de que hay otras zonas ‘H’ esperando, como la carretera de Madrid, la avenida de Logroño o la avenida de Cataluña y “todos querrán el mismo criterio interpretativo del PGOU para formar esos usos. Será el principio de una serie de desatinos”, ha augurado.

Pablo Muñoz ha recordado que es una zona con dolinas y ha aportado el dato de que“frente a los 40.000 euros que abona Puerto Venecia, al Ayuntamiento le cuesta 345.000 euros anuales su mantenimiento” en transporte y otros conceptos.

Muñoz ha indicado que, según informes de Greenpeeace, “sería una especie de ciudad entre Zaragoza y Utebo”, los desplazamientos que provocaría supondrían una “quiebra” del modelo de la ciudad compacta y puede traer nuevos desarrollos” para deducir que por estos motivos se tendría que desestimar y ha reconocido que el “objetivo es que no salga adelante”.

Impactos negativos

La concejal del grupo municipal de CHA, Leticia Crespo, ha opinado que “este proyecto tiene que ver con un modelo de ciudad con grandes superficies en la periferia y el daño al pequeño comercio”. Ha subrayado que la apertura de nuevos formatos afectará al comercio de proximidad y es difícil cuantificar esta afección, ha puntualizado.

Tras dejar claro que CHA “no está de acuerdo” con este centro comercial, ha argumentado que los impactos “tanto en Zaragoza como en localidades colindantes no se han estudiado con rigor”.

El concejal del grupo municipal de Ciudadanos (C’s), Alberto Casañal, ha observado que ha cambiado el discurso porque Muñoz “antes amenazaba y ahora no”. Sobre lamonetarización de los 3 millones ha explicado que es una sugerencia al alcaldeporque “es más útil el dinero revertido al comercio de proximidad que en terreno”.
 

130 millones de inversión

La concejal del grupo municipal del PSOE, Lola Ranera, ha explicado que se puede apoyar a los comerciantes con el Plan Local de Comercio y con medidas proactivas para el empleo que “no han hecho nada en 15 meses”.

A su parecer, es “frívolo” que ZEC hable de este asunto cuando “no han aplicado medida alguna y mientras el PSOE puso alfombras rojas a los comerciantes ustedes ni lo han mirado”.

Por su parte, el concejal del grupo municipal del PP, Pedro Navarro, ha puntualizado que la enmienda dice que “preferentemente revierta el 10 por ciento en el pequeño comercio para evitar que con el dinero hagan lo que les dé la gana como carriles bici o pagar viajes a no sé dónde”.

“Hemos evitado que se fueran 130 millones de inversión y que 103 puestos de trabajo en Torre Village y 118 en Pikolín acaben yéndose de aquí”, ha terminado diciendo.

La presión social y ciudadana en contra del centro comercial Torre Village que se pretende levantar en las instalaciones de la antigua fábrica de Pikolín no ha sido suficiente para variar la postura del PSOE respecto a este controvertido asunto y los concejales de este partido, junto con los de PP y C's, han votado este miércoles en la comisión de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza a favor de que se implante un centro comercial de tiendas outlet en los terrenos de la antigua fábrica de la carretera Logroño.

Los citados grupos municipales PP, PSOE y C's han rechazado la propuesta del equipo de Gobierno municipal de ZeC, que pretendía eliminar los usos comerciales en la reforma del plan especial para la zona, mientras Chunta se ha abstenido.

En la citada comisión de Urbanismo, el PSOE ha presentado una propuesta alternativa a la de ZeC, que ha sido apoyada por el PP y Ciudadanos, para que se apruebe el plan especial de Torre Village con el outlet y con una serie de condiciones a los promotores del proyecto.

Huertos

Entre las condiciones figura que se admita realizar las actividades recogidas en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) incluyendo los usos comerciales; que se exima a los propietarios del 10 por ciento del aprovechamiento urbanístico, que defendía ZEC como contrapartida; que se habilite un medio de transporte privado y que se cedan 6,5 hectáreas de suelo a huertos urbanos. Este último aspecto es según el equipo de Gobierno "una tomadura de pelo".

Esta propuesta alternativa se tendrá que votar en el pleno de la próxima semana después de que la comisión de urbanismo de este miércoles haya votado a favor su toma en consideración, con el apoyo de los tres grupos citados.

Esta votación se ha producido después de que decayera la propuesta de ZeC que solicitaba denegar que en esa zona, catalogada "H" en el PGOU, se pudiera instalar un equipamiento con uso diferente al industrial.

En el caso de que el 'outlet' se haga realidad, ZeC exigirá a los propietarios un 10 por ciento de aprovechamiento urbanístico, que habiliten una línea privada y exclusiva de transporte público, además de medidas medioambientales como pantallas antiruido.

Contra los intereses de la ciudad

Durante el debate de la comisión, el consejero municipal de Urbanismo, Pablo Muñoz ha alertado de que el 'outlet' "acabará cerrando comercios y ahogando la economía de los barrios". Ha criticado que "se ha planteado una Santa Alianza en ese intento de pregobierno de lo que pasa a nivel nacional aliado con las grandes fortunas y en contra de los intereses de la ciudad a la que dan la espalda".

Muñoz ha agregado que lo que plantean los tres grupos de la oposición "es algo vergonzoso, como establecer compensaciones, lo que supone que hay un mal cierto y pedir una parte de superficie para huertos urbanos es reírse de la ciudad, al igual que perdonar el 10 por ciento del aprovechamiento urbanístico no es de recibo".

Críticas a ZeC

El concejal del grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Zaragoza, Pedro Navarro, ha opinado tras la votación que "se constata la soledad de ZEC".

La concejal del grupo municipal del PSOE, Lola Ranera, ha justificado la petición de eximir a los propietarios del 10 por ciento del aprovechamiento urbanístico porque "al tratarse de una zona H tiene poca edificabilidad y, por tanto, no genera plusvalía". 

Ranera ha relatado que ante la "incapacidad" de ZeC para sacar adelante su propuesta" la oposición hemos asumido la responsabilidad porque no hay informes contrarios".

El concejal del grupo municipal de Ciudadanos (C's), Alberto Casañal, ha indicado que el resultado revela la "falta de negociación de ZEC".

El portavoz del grupo municipal de CHA, Carmelo Asensio, ha justificado su abstención ante el escepticismo que le ha suscitado una "surrealista" comisión de Urbanismo en la que "había que elegir entre un pequeño outlet o la propuesta del tripartito de la excavadora de recuperar un proyecto con todo tipo de usos".

Oposición al proyecto

La medida adoptada por los grupos de derecha y el PSOE contraviene la postura defendida por la FABZ, decenas de otras asociaciones sociales, políticas y sindicales de la ciudad, grupos ecologistas y las asociaciones de comerciantes de barrios, para quienes la instalación de otro gran centro comercial a las afueras de la ciudad supondrá un durísimo varapalo al comercio de proximidad, a la vida en los barrios, al empleo en el comercio y al desarrollo sostenible de la ciudad.

El pleno municipal en que habrá de aprobarse de forma definitiva el outlet de Pikolín estará precedido por una concentración-manifestación convocada para el próximo domingo, a las 12 horas en la plaza España, en contra del citado proyecto comercial.

Además, y por iniciativa de la FABZ, se ha puesto en marcha un proceso de recogida de firmas contra el outlet de Pikolín a través de este enlace: http://www.comerciosvivos.net

Más artículos...

Subcategorías

Síguenos en Twitter

En Facebook

Sucríbete a nuestro servicio gratuito de notificación por correo, recibirás un email cuando publiquemos un nuevo artículo